Charo Izquierdo, Luisa García y María Gómez del Pozuelo, juntas en una mesa redonda sobre Historia y Mujer

Charo Izquierdo, Luisa García y María Gómez del Pozuelo, juntas en una mesa redonda sobre Historia y Mujer

Charo Izquierdo, Luisa García y María Gómez del Pozuelo, juntas en una mesa redonda sobre Historia y Mujer

Pese a que el progreso profesional de la mujer en los últimos años ha sido muy notable, persisten aún sesgos de género que impiden alcanzar la igualdad plena, singularmente en el ámbito científico. Esta fue una de las principales conclusiones de la mesa redonda titulada Historia y mujer: Evolución como sujeto pasivo y activo en la investigación', en la que participaron varias de nuestras socias.

En palabras de la consejera delegada de LLYC en Europa y socia de IWF Spain, Luisa García, "a mí no me da rabia que las mujeres renunciemos a cosas, lo que me da rabia es que los hombres no lo hagáis y que eso nos genere una disfunción". Para García, visibilizar a las mujeres es clave para generar referencias distintas para las niñas.

Paloma Domingo, directora adjunta de la Fundación General del CSIC, señaló que "la carrera investigadora es superexigente" y que hacer un parón de dos o tres años para tener hijos en la mayoría de los casos supone no volver.

Charo Izquierdo, periodista, consultora independiente,socia de IWF Spain, declaró que "la única manera de eliminar los sesgos de género es con educación", lo que implica cambiar no solo las leyes, sino lo que ocurre en casa y en los colegios.

Lograr que la familiaridad con la tecnología a edades tempranas se transforme en carreras STEM en el caso de las mujeres pasa por crear nuevos referentes científicos femeninos y dar visibilidad a los que ya hay. Así, durante su intervención en la mesa de debate 'Brecha de género en el área STEM: creemos referentes', María Teresa Nieto, especialista en blockchain de Telefónica Tech, abogó por "visibilizar la tecnología y sacarla de ese cliché friqui", además de transmitir la idea de que "no todo el mundo tiene que ser ingeniero", ya que la demanda de perfiles de humanidades está al alza como consecuencia del desarrollo de la inteligencia artificial.

Nuestra socia María Gómez del Pozuelo, CEO de Womenalia, destacó que "la diversidad en los equipos aumenta un 18% la productividad" y consideró un "error crítico" la inexistencia de clases "inspiracionales en los colegios públicos y universidades" que expliquen las implicaciones de estudiar una carrera STEM.

Para leer la noticia completa, puedes pinchar aquí.